GRupo de alumnos y profesora en un apizarra

Escuela para niños ciegos

Me llano Mamia chtouki conocí María Antonia en 2003 hace 19 años en los campamentos de refugiados saharahui. Ella  es de la organización Ciegos del Mundo. Fue increíble, es una señora con una voluntad imparable convive en cualquier situación. En los campamentos no hay luz ni agua potable, ni duchas en condiciones, ni carreteras. Con todas las dificultades visuales de ella tenía, con un bastón ella fue mejor que nosotros que tenemos todas las condiciones. Su objetivo es ayudar los niños con problemas de ceguera e integrarlos en la sociedad. Fue gracias a María Antonia, Rafa, Hernán y la organización Ciegos del Mundo que se consiguió. Fueron pioneros en este proyecto, gracias a ellos hoy en los campamentos Saharaui los ciegos llevan 19 años integrados en la sociedad saharaui, que hay un refrán que dice allí “que un ciego esta fuera de convivencia en la sociedad” Son ellos, la Asociación Ciegos del Mundo quienes lograron que un ciego es igual que cualquier otra persona normal corriente. Vino a ayudar a integrar a los niños y niñas ciegas saharahuis.  Ella soporto todas las dificultades y las pocas condiciones de supervivencia que hay allí. Fue mejor que todos nosotros en una sociedad que no tienen cultura de la integración de los ciegos. Es difícil trabajar con culturas que creen q saben mucho y no saben nada pero gracias a Antonia Rafa, Hernán y Ciegos del Mundo hoy en Sáhara los ciegos son normales.

Este mi testimonio

Saludos

Mamía

Ir al contenido